Coaching Educativo - Casos de Éxito - Carlos Ureña
793
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-793,ajax_fade,page_not_loaded,,select-child-theme-ver-1.0.0,select-theme-ver-4.2,header_top_hide_on_mobile,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.4,vc_responsive

Los resultados que se obtienen aportan muchos aspectos positivos para toda la familia

Ser padres no es una tarea fácil, incluso en los días buenos, pero sin duda es algo muy valioso que puede marcar la diferencia. Si bien no se trata de ser padres perfectos, porque somos humanos y es normal equivocarse, sí te puedo contar como padre, coach certificado y pedagogo experto, que es posible desarrollar técnicas que te hagan dar un salto importante.

La escuela de padres es un servicio para madres y padres decididos a apostar por su propio desarrollo como educadores y personas. Los resultados que se obtienen aportan muchos aspectos positivos para toda la familia, no solo porque mejora el rendimiento escolar de los hijos, sino que también afecta al bienestar de todos los miembros.

Desarrollo personal de los padres

Decía la Madre Teresa: “No te preocupes si tus hijos no te escuchan, porque te observan todo el tiempo”. Uno de los puntos clave que trabajo con los padres es su propio desarrollo personal. Una madre o padre que se conoce, que tiene una buena autoestima, que confía y sabe gestionar sus emociones… sin duda podrá ayudar mucho al crecimiento personal de su hijo.

En cambio, a menudo no somos conscientes de los efectos tan negativos que podemos provocar en los niños. Por ejemplo, el estrés que sienten los padres puede elevar los niveles de estrés de sus hijos, hasta el punto de poder afectar su salud mental y desarrollo intelectual.

En la escuela de padres te ofrezco la oportunidad de desarrollar técnicas para manejar mejor el estrés, de forma que no afecte a tu rendimiento laboral, ni como padre. Además, una buena gestión emocional es clave para dormir bien, para encontrarte bien, etc. No podemos ignorar la conexión que tienen todas las áreas de la vida, pues cuando una de ellas se desequilibra, acaba repercutiendo a las demás. Por eso es tan importante trabajar de forma integral, y dotar de recursos a los padres para que después puedan aplicarlos en la relación con sus hijos.

Como ves, hay muchas situaciones cotidianas en las que puedes encontrarte sin respuesta, sin un manual a seguir. El coaching educativo te puede proporcionar algunas herramientas concretas para abordar estos contextos complicados.

Dotación de habilidades y herramientas

Más allá de ayudar a los padres en su propio desarrollo, la labor principal de la escuela de padres es ofrecer recursos educativos.

Aprende técnicas de comunicación eficaces para mejorar la relación con tu hijo o hija.

¿Qué tipo de preguntas ayudan más a que tu hijo se exprese y abra? ¿Cómo escuchar de forma activa para generar confianza y comprender mejor sus necesidades y motivaciones?

Descubre cómo aplicar la disciplina de forma adecuada para su autoestima, el buen ambiente familiar y el éxito académico.

¿Cómo exigirle sin que se bloquee o resienta? ¿Qué técnicas ayudan a transmitir autoridad sin generar miedos en los hijos? ¿Cómo poder tener un hogar en armonía sin que los hijos dejen de trabajar duro y comprometerse con sus responsabilidades?

Ayuda a tu hijo a comprender mejor sus emociones, sus patrones mentales, sus motivaciones y sus dificultades.

¿Qué le duele cuando tiene un conflicto en la escuela o con un hermano? ¿Qué necesita para poder concentrarse mejor en el estudio? ¿Qué le frena para poder tener amigos en la escuela?

Desarrolla habilidades que te permitan sacar lo mejor de ti mismo como padre y de tu hijo, liberando todo su potencial.

¿Qué miedos como padre pueden frenar su crecimiento? ¿Cómo motivarle para que estudie u ordene su habitación?

Suscríbete a la newsletter