El talento infantil: cómo fomentar el de tus hijos | Carlos Ureña
1261
post-template-default,single,single-post,postid-1261,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-child-theme-ver-1.0.0,select-theme-ver-4.2,header_top_hide_on_mobile,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.4,vc_responsive
talento infantil fomentar

El talento infantil: cómo fomentar el de tus hijos

Varios padres y madres me comentan qué pueden hacer para fomentar el talento infantil de sus hijos, cómo pueden descubrirlo, y casualmente, leyendo esta semana una entrevista que le hicieron a Quique Sánchez Flores viene un pasaje aparentemente anecdótico, pero que nos puede servir como punto de partida para adentrarnos en el mundo del talento y su desarrollo. (Puedes ver la entrevista completa en https://www.jotdown.es).

Antes que nada, para los que no le conozcan, Quique fue jugador profesional de fútbol del Valencia y Real Madrid y, posteriormente, entrenó al Atlético de Madrid y Valencia entre otros clubs.

Vivíamos en una casa pequeña en la calle Povedilla en Madrid, y ponía el campo, las porterías artesanales y tal, en la entrada de casa. Un día estaba jugando y abrió la puerta mi madre, había venido mi tía Lola, y al pasar se encontró todo eso. Mi madre dijo: «Hay que ver este chiquillo dónde pone estas cosas del fútbol». Y Lola contestó saltando por encima: «¡Tú déjalo! ¡Tú déjalo! Porque cuando él hace todo esto es porque tiene algo en la cabeza». Se me quedó grabado.

“Y ese algo en la cabeza”, es donde nos tenemos que parar y reflexionar.

Todos los niños tienen algo en la cabeza, y nosotros debemos ayudarles a que no se quede dentro de ellos mismos y lo saquen hacia fuera. Es muy importante saber que todas las personas tenemos talento, y si lo descubrimos en edades tempranas nos permitirá desarrollarnos con más seguridad y confianza, logrando un mayor desempeño en otras tareas que aparentemente somos menos dotados. Traducido al mundo infantil-adolescenteun niño a través de una habilidad específica (por ejemplo, típico niño que es muy bueno practicando un deporte), le dará una serie de herramientas (esfuerzo, disciplina, respeto al compañero, popularidad entre sus compañeros, confianza en sus posibilidades, etc…) que le permitirán enfrentarse a otras disciplinas académicas que quizás no tenga tanta habilidad.

Talento infantil: ¿qué preguntas nos debemos hacer?

Como padres y madres, deberíamos hacernos preguntas respecto al talento infantil de nuestros hijos:

  1. La primera sería preguntarnos qué es lo que se le da bien desde siempre, desde bien pequeño destacaba por algo en especial. Apunta todo lo que consideres que destacaba.
  2. En segundo lugar, esa habilidad debemos exteriorizarla, que lo vean los demás, y fijarnos como lo perciben, Si la aceptación es buena, vamos por el buen camino.  ¿Cómo es percibido por los demás?
  3. Y una tercera dimensión, y no menos importante bajo mi punta de vista, es el aspecto lúdico de este talento.  En el principio del desarrollo del talento el niño tiene que disfrutar de lo que está haciendo. Pensemos que le vamos a dedicar muchas horas, tenemos que potenciar aquello que le gusta a hacer.

Y a parte de estas tres preguntas, la observación será una herramienta fundamental en la búsqueda del talento.  Como padre, os animo a pasar tiempo con vuestros hijos, a jugar, a interactuar  con ellos y observar, seguro que poco a poco iremos sabiendo el talento que tienen, pero cuidado con no cometer estos errores:

  • Valora su ritmo, cada niño es único y tiene un ritmo individual, no descartemos antes de tiempo, la paciencia en educación como hemos dicho otra veces es indispensable, y en este caso no podía ser menos.
  • No caigas en la trampa de vivir tu vida en el cuerpo de tu hijo. No impongas lo que quieres que sea y piensa en lo que él/ella quiere.
  • No todos somos genios, lo que no significa que todas las personas tengamos talento. Búscalo, pero sin estrés (el gran enemigo a la hora de educar)
  • Acude a un profesional si ves que te está costando encontrar esos talentos. A veces no es fácil encontrarlos, no lo dudes.
  • Y el más importante, AMA AL HIJO QUE TIENES, NO AL QUE QUIERAS.

Despacho Pedagógico

Carlos Ureña.

Etiquetas:
Sin comentarios

Publicar un comentario